No es de extrañar, sobre todo cuando llega el invierno o comienzan los cambios de temperatura bruscos, que comencemos a experimentar cierto dolor de garganta. Cada vez es más común que esto suceda durante el verano, puesto que nos vemos obligados a vivir con una diferencia de temperatura muy alta debido a los aires acondicionados y climatizadores que hay en todos los negocios, viviendas e incluso en el transporte público. Este tipo de situaciones pueden hacer que nos bajen las defensas y provocarnos o bien un catarro o incluso unas anginas.

¿Sabes que son las anginas, también conocidas como amigdalitis?

Se trata de la inflamación de las amígdalas provocada por un virus o bacteria que nos está afectando. Muchas veces solo nos suponen una ligera molestia a la hora de tragar y poco más, pero en otras ocasiones, cuando la infección es más aguda, notamos un claro dolor en la garganta y nos cuesta mucho comer cualquier alimento o beber cualquier líquido. Lo normal en todos los casos es que acudamos a nuestro médico de cabecera para que nos recete unos antibióticos que nos ayuden a bajar la inflamación y sobre todo, a detener la infección de garganta que ha provocado las anginas.

¿Se puede comer de todo con las anginas?

Inicialmente sí, pero es cierto que te costará menos digerir algunos alimentos y líquidos e incluso que llegarás a notar cierta mejoría si evitas otros. Además, si eres un fanático de los helados, como yo, y te gusta consumirlos a todas horas, te daré una buena noticia: tomar sorbetes fríos o este tipo de postre vienen de perlas para curar las anginas y evitar el dolor a causa de la inflación. ¿Quieres conocer más alimentos que te sentarán bien? En ese caso, sigue leyendo el siguiente post.

Que Necesitas

Vamos a necesitar los siguientes productos para comer y beber si tenemos anginas

  • Muchos líquidos
  • Comidas blandas como cremas, purés y caldos
  • Muchísimos helados
  • Paciencia frente al dolor y por supuesto ir al médico para saber si es necesario tomar algún tipo de antibiótico.

Instrucciones

Paso a paso para saber qué comer cuando tenemos amigdalitis

  1. Comidas blandas. Las comidas blandas son ideales para no sentir dolor cuando tenemos anginas. Piensa que cuanto más suavemente pasen por nuestra garganta menos dolor nos provocarán. En ese sentido te sugerimos que tomes caldo de pollo o sopa de verduras. Aumentarás tus defensas y no notarás tanto dolor como consumiendo otros alimentos más difíciles de tragar. Es aconsejable que no tomes este tipo de caldos muy calientes para evitar que se te irrite más la garganta. Prueba a tomarlos templados y verás cómo te relajan el dolor desde la primera cucharada.caldos para las anginas
  2. Haz cremas y purés de verduras. Ricos, sanos y saludables, los purés o cremas de verduras son un alimento ideal para comer cuando tenemos anginas. Prueba a preparar un rico puré de zanahoria con patatas o a mezclar todas las verduras que tienes en casa para conseguir sabores nuevos. Al igual que los caldos, tómalo templado para que no te duela más al tragarlos.cremas de verduras para las anginas
  3. Tomar muchos helados y sorbetes. Esta es sin duda la parte más divertida de las anginas. Si disfrutas tomando sorbetes y te encantan los helados, tendrás la excusa perfecta para tomarlos a todas horas. Ojo, olvídate de los de cucurucho o cualquier variedad que tenga trazas muy grandes de frutos secos porque podrían hacerte daño al tragar. Decántate por los sorbetes y por los helados de crema. Puedes comparar alguna tarrina de sabores exóticos, como por ejemplo de mandarina, y disfrutar te tus anginas con ella.comer helados con anginas
  4. Bebe mucho líquido y hazlo a todas horas. Sí, estar hidratado es un elemento muy importante para mejorar y poder comer con anginas. El estar bien hidratado nos ayuda a combatir las molestias de la garganta y a evitar quedarnos secos. Puedes hacerte zumos, combinarlos con infusiones y mezclar ambas bebidas con miel para que el dolor poco a poco vaya despareciendo. Si quieres puedes tomar también leche o echarla en tu té. Eso sí, si te decantas por las infusiones o bebidas calientes que te encanten, intenta tomarlas templadas para que no te duela la garganta al tragar.

Consejos

Consejos de última hora: lo que no debes de comer si tienes anginas

Sobre todo, si quieres que no te duela al tragar, debes de evitar ingerir alimentos que resulten algo duros. Por ejemplo, la carne o cualquier otro alimento que no sea fácilmente masticable y que probablemente tragues sin masticar suficiente.

Recuerda que no debes tomar alimentos ni líquidos excesivamente calientes y que, por el contrario, el frío te sentará de perlas para evitar el dolor de garganta. No obstante, como siempre el mejor consejo te lo puede dar tu médico de cabecera, además de ser él quien tiene la última palabra sobre tu tratamiento. Así que no olvides consultar con él estas medidas y solicitarle más nuevas para que puedas curarte mucho más rápidamente.

¿Te ha gustado?
112 usuarios han opinado y a un 95,54% le ha gustado.