La alcachofa es un alimento al que se le han conferido propiedades milagrosas, pero nada más lejos de la realidad. Lo que sí es cierto es que reúne muchas propiedades muy beneficiosas para la salud que, combinadas, con una alimentación adecuada y una dosis moderada de ejercicio, pueden hacer que consigamos adelgazar más rápidamente. Sigue leyendo y descubrirás cómo adelgazar con alcachofas, beneficiándote de beneficios como ser un alimento hipocalórico y diurético, aligerar la digestión, digerir mejor las grasas y drenar nuestro

¿Que necesitas para adelgazar con alcachofas?

  • Alcachofas.
  • Alimentos sanos, con poca cantidad de grasas (sobretodo trans) e hidratos y con mucha fibra y propiedades beneficiosas para el organismo.

Instrucciones para adelgazar con alcachofas

La primera opción para adelgazar con alcachofas es, evidentemente, seguir la famosa dieta de la alcachofa.

  1. Esta dieta tiene una duración de tres días, en los que no se recibirán todos los tipos de nutrientes.
  2. Es una dieta express, no una forma de alimentación. Es decir, puedes utlizarla puntualmente para rebajar algún kilo o depurar tu organismo, pero no como dieta habitual.
  3. Esta dieta consiste básicamente, en comer y cenar alcachofa como plato principal, hervida, a la plancha o al horno, acompañándola de alimentos muy bajos en grasas e hidratos de carbono. Lo que se busca es que la dieta sea hipocalórica con un muy alto contenido en fibra. Cómo adelgazar con alcachofas
  4. Además, deberás beber en la merienda y la cena un vaso de jugo de alcachofa (agua utilizada para hervir las alcachofas, añadiéndole jugo de limón, un poco de canela, jengibre o vainilla).
  5. Los alimentos que completan esta dieta son lácteos desnatados, arroz o pan integral (en muy pequeñas cantidades), carne y pescado poco grasos (una pequeña poción al día de pavo, pollo, merluza, rape, gallo…), frutas y verduras con bajo contenido en azúcar (no plátano, uva, mango, guisante, zanahoria ni patata).
  6. Las cantidades de alimentos son muy limitadas. Buscaremos siempre no quedarnos con hambre, aunque utilizaremos el jugo de alcachofa con este fin en lugar de comer más cantidades.

La segunda opción es llevar una dieta equilibrada en la que la alcachofa haga acto de presencia, pues sabemos que no es una verdura especialmente amada. Cómo adelgazar con alcachofas

  1. Debes tomar alcachofa al menos tres veces por semana.
  2. Una de las veces será como plato principal, acompañada de cualquier guarnición sana, por ejemplo una patata asada o cocida.
  3. Las otras dos veces será la alcachofa la que utilizaremos como guarnición, acompañando una carne o un pescado.
  4. También es conveniente que la introduzcas en los guisos en los que normalmente se ponen verduras como estofados, lentejas, etc.
  5. El resto de la dieta debe estar balanceada, tomando cantidades más reducidas de hidratos de carbono (y procurando que estos sean de calidad) y grasas, y aumentando la cantidad de proteínas, fibra, vitaminas y sales minerales.
  6. Evidentemente, para seguir una dieta balanceada, sobretodo de adelgazamiento, deberás evitar fritos, rebozados, grasas trans, productos gaseosos y azucarados y el alcohol.

Otra opción es utilizar la alcachofa en infusiones y zumos depurativos.

  1. Zumo vigorizante por las mañanas. Licua una alcachofa -cocida previamente- con dos rodajas de piña, unas almendras, medio limón y medio vaso de agua utilizada para hervir la alcachofa. Estos alimentos poseen muchas propiedades adecuadas para propiciar la pérdida de peso. Este jugo será depurativo, antioxidante y diurético.
  2. Bebida de alcachofa. Mezcla el agua con el que hayas hervido tus alcachofas con un jugo de un limón. Toma una taza 20 minutos antes de cada comida. Puedes tomarla como una infusión calentita antes de merendar y cenar y en frío antes del resto de comidas (el agua fría acelera el metabolismo).
  3. Zumo acelerador del metabolismo. Cuece una alcachofa y reserva agua y verdura. Haz una infusión, llevando a ebullición medio vaso de agua con cayena y jengibre. Pasa por la licuadora la infusión, la alcachofa y el agua de la decocción.Cómo adelgazar con alcachofas

Por último, puedes tomar alcachofa en cápsulas y pastillas.

  1. Estas contienen todos los elementos que hacen de la alcachofa el alimento “adelgazante” por excelencia.
  2. Se venden en herboristerías y supermercados.
  3. La parte negativa es que, aunque tomas el compuesto, no estas dando calorías a tu organismo, por tanto deberás comer las cinco veces diarias recomendadas, y… seguramente, cualquier comida que hagas será más calórica de lo que sería un buen plato de alcachofas.

Consejos para adelgazar con alcachofas

  • Puedes combinar las opciones segunda y tercera, es decir, hacer una dieta sana y tomar los zumos como un aporte extra.
  • Aquí te dejamos este artículo para preparar alcachofas con varias recetas que seguro te será útil.
  • Es importante que no pienses que la alcachofa es un “alimento milagro”. Ningún alimento por sí solo es capaz de hacerte bajar de peso ni de satisfacer todas las necesidades de tu organismo. Nosotros siempre aconsejamos comer adecuadamente ya que una buena dieta aporta al organismo todo lo que necesita sin necesidad de recurrir a soluciones “milagrosas”.
  • Acompaña cualquier dieta de adelgazamiento con al menos tres jornadas semanales de ejercicio físico.
  • Las dietas de efecto inmediato queman músculo, por lo que si no los ejercitamos, estos se irán debilitando y atrofiando. Además nuestra figura se verá flácida y estaremos débiles.
  • Así mismo, aconsejamos también que aquellas personas que quieren perder peso lo hagan de manera paulatina, siguiendo una dieta balanceada que permita adelgazar sin que el organismo tenga carencias, perdiendo peso muy poco a poco para evita el famoso y poco deseado “efecto rebote”.
¿Te ha gustado?
2 usuarios han opinado y a un 50,00% le ha gustado.