Si quieres saber Cómo mejorar la mala circulación de la sangre continúa leyendo este artículo. Los problemas de la circulación sanguínea se dan en el momento que los vasos sanguíneos van perdiendo su elasticidad, lo que hace que se dificulte el tránsito de la sangre por todo el cuerpo; esto se puede presentar por varias causas como por ejemplo tener la presión alta, tener alguna enfermedad del corazón, no consumir suficiente fibra, tener el colesterol alto, consumir sodio y sal en abundancia, falta de suficiente líquido, entre otros;  es fundamental consultar al médico para que sea él quien determine las causas de una mala circulación y comenzar con los tratamientos adecuados, acá sólo te damos algunos consejos  que pueden ayudar a aumentar el flujo en la sangre.

Lo más importante es tener un estilo de vida que sea saludable, hacer ejercicio y tener una buena alimentación será lo principal; las técnicas aquí descritas también ayudarán a reducir la aparición de las várices.

Seguro que te interesará este artículo: Remedios Caseros para las Várices

No consumir mucho sodio y beber mucha agua también serán algunos de los cambios más importantes que hay que hacer en el estilo de vida.

¿Que necesitas para mejorar la mala circulación de la sangre?

  • Banano
  • Espinacas
  • Soya
  • Aguacate
  • Semillas de girasol
  • Pescado
  • Chocolate
  • Apio
  • Pimienta cayena
  • Jengibre
  • Suplementos vitamínicos
  • Café
  • Aguacate

Instrucciones para mejorar la mala circulación de la sangre

  1. Masajes: masajea bien tu cuerpo para que la sangre fluya mejor.
  2. Los alimentos que se consumen para disminuir la presión arterial también servirán para mejorar la circulación, consume apio, espinacas, banano, soya, papa, semillas de girasol, aguacate, pescado, chocolate, papa, fríjoles y frutas que tengan alto contenido de vitamina C.
  3. No fumar: si tienes el hábito del tabaquismo es muy importante que lo abandones, pues hacerlo interfiere con la buena circulación sanguínea y además eleva la presión arterial.
  4. Hidroterapia: puedes hacer esto haciendo que caigan chorros de agua sobre todo tu cuerpo alternándolos de agua caliente y fría, esto ayudará activar el flujo sanguíneo; es posible que cuando la sangre comience a fluir sientas un poco de temblor, es normal.
  5. Consume pimienta de cayena: este fruto tiene capsaicina, según la WebMD este componente ayuda a estimular el sistema cardiovascular, reduce el colesterol malo y la tensión arterial, previene el endurecimiento de arterias y la arterosclerosis.
  6. Respiraciones: tómate algo de tiempo para respirar profundamente inhalando y exhalando, esto ayudará a que tu sangre se oxigene y que haya mejor flujo de la sangre.
  7. Elevación de los pies: busca un momento del día para elevar tus piernas y pies, puede ser antes de acostarte y al levantarte, harás que la sangre circule mejor.
  8. Ejercicios: debes hacer ejercicio, puede ser salir a caminar, hazlo por 30 minutos cómo mínimo tres veces a la semana; es importante que el ejercicio incluya rutinas cardiovasculares como por ejemplo trotar, nadar, montar en bicicleta, hacer aeróbicos, entre  otros; es importante que muevas tu cuerpo cada hora (pausas activas) especialmente en los trabajos de oficina, para que la sangra circule.
  9. Jengibre: en este caso tendrá un uso externo, muele una raíz de jengibre y échala en 3 litros de agua caliente, luego sumerge allí tus pies; este baño para los pies es muy utilizado en los países orientales; aunque su consumo también ayuda con la disolución de coágulos que se puedan encontrar en la sangre.
  10. Ginkgo biloba: puedes hacerte una infusión y beberla o también puedes comprar en una tienda naturista cápsulas, este se encargará de que los vasos sanguíneos se dilaten aumentando así la circulación de la sangre; en otras palabras, hace que las paredes de las arterias sean más elásticas, además ayuda a que la sangre se mueva a las plaquetas por todo el cuerpo.
  11. Consume alimentos que tengan alto contenido en potasio, como por ejemplo los plátanos (bananos).
  12. Café: siempre hemos sabido que el café es malo para la circulación por la cafeína que contiene, pero nuevas investigaciones han dicho que el café contiene flavonoides, lo que ayuda a aumentar el flujo sanguíneo; tomar hasta máximo 2 tazas diarias puede ser beneficioso para la circulación, pero pasar de esta medida podría causar por el contrario una mala circulación.
  13. No se deben consumir alimentos que tengan grasas saturadas (trans) en abundancia, se deben evitar los lácteos que no sean descremados y los embutidos.
  14. Qué comer: deben ser alimentos que sean nutritivos y con un bajo contenido glicémico, estos son las hortalizas frescas, las frutas, los lácteos descremados (bajos en grasa), granos enteros y carnes magras. Para obtener la grasa que necesita tu cuerpo consume los alimentos que tienen grasas esenciales como el salmón, las nueces y el aguacate.
  15. Toma dos litros de agua al día.
  16. Suplementos nutricionales: tomar suplementos ayuda a tener una buena circulación, busca aquellos que tengan las vitaminas B, vitamina C, vitamina E, magnesio, calcio y omega 3.

Consejos para mejorar la mala circulación de la sangre

  • Este es un artículo informativo, no olives consultar con los especialistas que son los que tienen la potestad de medicar y diagnosticar.
  • Otros alimentos que pueden ayudar a mejorar la circulación son: trigo integral,  té verde, aceite de oliva, espárragos,  cúrcuma, granada,  canela, brócoli, queso y espinacas.
¿Te ha gustado?
44 usuarios han opinado y a un 100,00% le ha gustado.