El naproxeno sódico es un medicamento que pertenece al grupo de los AINE (antiinflamatorios no esteroides), sus propiedades son antiinflamatorias, analgésicas, antitérmicas y antipiréticas, en otras palabras es un medicamento eficaz para combatir la inflamación, el dolor y la fiebre. Continúa leyendo Naproxeno Sódico – Para qué sirve y dosis del Naproxeno sódico.

Para qué sirve el naproxeno sódico

Como ya se mencionó ayuda a disminuir la inflamación, el dolor y la fiebre, este se usa para tratar el dolor y la inflamación en los tendones, músculos, articulaciones y ligamentos, especialmente en la artrosis, artritis reumatoide, la espondilitis, dolores a causa de la menstruación, gota y algún otro síndrome reumatoide.

Este artículo seguro que también te ayudará: Para qué sirve el Naproxeno Sódico.

Dosis del Naproxeno sódico

La dosis de naproxeno sódico debe ser aquella que haya mandado el médico, se deberá consultar con el especialista si se tiene alguna duda. A continuación describiremos las dosis sólo con fines informativos, el médico es quién determinará la cantidad a seguir en el tratamiento.

Para la espondilitis, artrosis y artritis reumatoide

Lo habitual es que en un inicio haya una toma de 500 mg hasta 1000 mg,  dos veces en el día, recomendado en la mañana y luego en la noche. En aquellos pacientes que presentan un fuerte dolor en las noches, que se entumecen al levantarse, que tienen artrosis o que venían tomando otro antiinflamatorio y se cambian a naproxeno sódico, se comienza el tratamiento con 750 mg hasta 1000 mg diarios, por unas semanas, si se hace como una toma de mantenimiento se debe tomar una sola dosis desde 500 mg hasta 1000 mg una sola vez al día, ya sea por la noche o por la mañana.

Gota aguda

La dosis para comenzar recomendada para la gota aguda, es de 750 mg, a las ocho horas 500 mg y luego continuar tomando cada ocho horas hasta que mejore el dolor.

Dismenorrea

La dosis recomendada para iniciar es de 500 mg, luego se comienza a tomar 250 mg cada seis u ocho horas.

Proceso músculo – esquelético agudo

La dosis recomendada para iniciar es de 500 mg, luego se debe hacer una toma de 250 mg cada seis u ocho horas. Si llegan a crisis agudas y siempre y cuando no haya un antecedente de una enfermedad de tipo gastrointestinal, la dosis podría aumentarse hasta 1500 mg, nunca superando las dos semanas.

En niños

Si el niño presenta artritis juvenil, lo recomendado es una dosis de 10 mg/kg al día en 2 tomas, cada doce horas.

Ancianos, enfermos del corazón, riñón o hígado.

La dosis debe ser menor, se debe tomar con suficiente agua y lo más recomendado es tomarlo con las comidas. Si se cree que el efecto de este medicamento es muy fuerte o muy débil, es importante consultar con el médico.

Consejo

Lo ideal es utilizar la dosis más baja en caso de que ésta de resultados y nunca se debe tomar el medicamento por tiempos prolongados.

Componentes del naproxeno sódico

Este puede venir en sobres, cápsulas o comprimidos y se compone de las siguientes sustancias:

Sobres de naproxeno: como su nombre lo indica el naproxeno (500 mg) es su principio activo, además cuenta con sacarina sódica, manitol, sacarosa, dioctilsulfosuccinato sódico, cloruro sódico, esencia de sabor a menta y de regaliz y polivinilpirrolidona.

Comprimidos o cápsulas: su principal componente es el naproxeno y puede también contener croscarmelosa sódica, estearato de magnesio, providona, óxido de hierro, polivinilpirrolidona, celulosa microcristalina, talco, polietilenglicol, hidroxipropil metilcelulosa, dióxido de titanio, laca de indigotina y agua, las cápsulas también contienen gelatina.

Generalmente está compuesto por lo anterior descrito, pero hay algunas presentaciones de tipo comercial con composición añadida entre lo que encontramos: lactosa, almidón de papa, providona K-90, almidón de glicolato sódico, glicerol, primojel, polietilenglicol, eudragit, triacetin, entre otros.

Notas

Esta es una información general de los compuestos ya que puede ser diferente en cada país.

Algunos tienen glicerol, este componente si se toma en dosis altas puede ser perjudicial y provocar diarrea, dolores de estómago y también de cabeza.

Es importante también destacar que algunas presentaciones en su contenido tienen sacarosa o lactosa.

Es importante informar al médico en caso de que se sufra de diabetes o haya algún tipo de intolerancia a los azúcares.

Contraindicaciones del naproxeno

  • Si se es alérgico al naproxeno, a algún otro antinflamatorio perteneciente al grupo de los no esteroides, o a la aspirina.
  • Es importante leer todos los componentes por si se han presentado alergias al consumir alguno de ellos. Las alergias se pueden manifestar de la siguiente manera: asma, dificultad al momento de respirar, respirar produciendo silbidos o respiración acelerada, hinchazón en cara, lengua, labios o en alguna otra parte del cuerpo, en general es más severa en las cuerdas vocales, erupción en la piel, picor, urticaria, algún shock de tipo anafiláctico como perder el conocimiento, sudoración, palidez entre otros.
  • Si en ocasiones anteriores se ha tenido una hemorragia en el duodeno o en el estómago. En caso de que haya habido una perforación en el aparato digestivo durante la toma de algún medicamento perteneciente a los antiinflamatorios no esteroides.
  • Si se sufre de alguna enfermedad intestinal.
  • Si se sufre de alteraciones graves en el riñón o el hígado.
  • Niños menores de dos años.
  • Problemas cardiacos graves.
  • Si se ha llegado al sexto mes del embarazo.
  • Es importante indicar al médico los antecedentes y enfermedades que se han padecido, para que éste determine si es conveniente o no recetar naproxeno, es muy importante especificar si se sufre de alguna de las contraindicaciones aquí expuestas.

A tener en cuenta

El naproxeno, en forma moderada, puede estar asociado a que haya un riesgo de un ataque cardiaco o cerebral, este riesgo aumenta con altas dosis y tomas prolongadas, por ello es muy importante nunca exceder ni la duración ni la dosis recetada.

Por lo anterior expresado, si la persona tiene algún problema cardiaco, algún antecedente cerebral, tensión arterial alta, diabetes, colesterol alto, o si fuma, es muy importante consultar al médico antes de comenzar con el tratamiento.

Este medicamento puede causar que haya una retención de los líquidos en el cuerpo, esto en especial a pacientes con la tensión arterial alta o algún problema cardiaco.

Es importante consultar con el médico en caso de que también se esté tomando otro antiinflamatorio.

Si la persona sospecha o tiene alguna infección también es importante decirlo al médico, puesto que este medicamento podría enmascarar los síntomas y signos de la enfermedad.

Si se toma el medicamento y hay cambios en la visión es importante una consulta con el médico.

Importante informar al médico si

  • Se toma algún medicamento que altere la coagulación sanguínea.
  • Si se toma un medicamento que aumente el riesgo de padecer úlcera.
  • Indicar si toma aspirina.
  • Se debe informar si se toman antidepresivos.
  • Si se tiene la enfermedad llamada de Crohn o una colitis que sea ulcerosa, pues la toma de este medicamento podría empeorar la enfermedad.
  • En general es bueno comentar cualquier enfermedad sufrida.

Efectos secundarios

Todos los medicamentos pueden tener efectos secundarios y naproxeno sódico no es la excepción, cada efecto puede ser más común o muy raro (esto sería menos de un paciente por cada diez mil).

Rara vez

  • Trastornos en la sangre como agranulocitosis, hemofilia, anemia aplásica, eosinofilia, leucopenia, trombocitopenia.
  • Trastornos en el sistema linfático como reacciones alérgicas agudas (anafilactoides), edemas angioneuróticos.
  • Trastornos de nutrición y  por ende también en el metabolismo, hipercalcemia.
  • Trastornos de tipo psiquiátrico como depresión, trastornos del sueño y falta de concentración.
  • Trastornos del sistema nervioso como somnolencia, mareos, cefaleas, vértigos, pérdida del conocimiento, meningitis, convulsiones.
  • Trastornos en la visión.
  • Trastornos en el oído como zumbidos o disminución auditiva.
  • Trastornos de tipo cardiovascular como vasculitis y palpitaciones.
  • Tomar este medicamento aumenta levemente el riego de infarto cerebral o cardiaco.
  • Retención de líquidos, insuficiencia cardíaca, hipertensión arterial.
  • Trastornos respiratorios como asma, eosinofílica, neumonitis, disnea, edemas pulmonares.

Con más frecuencia

  • Perforación y hemorragias digestivas (en ocasiones mortales) en especial en los ancianos.
  • Náuseas, diarreas, flatulencia, vómitos, estreñimiento, dolor en el abdomen, ardor de estómago, llagas en la boca, úlceras.

Con menor frecuencia

  • Trastornos hepatobiliares como hepatitis e ictericia.
  • Trastornos cutáneos como equimosis, edema, prurito, púrpura, erupciones en la piel, alopecia, sudoración, eritema, exantema, liquen plano, lupus, fotosensibilidad.
  • Ampollas graves como la necrólisis.
  • Trastornos músculo – esqueléticos.
  • Trastornos urinarios y renales como papilares renales, necrosis, insuficiencia renal, renopatía, nefritis.
  • Trastornos de la mama y el aparato reproductor como la infertilidad.
  • Trastornos generales como pirexia, dolor en la garganta, sed.

No se debe suministrar naproxeno si se están tomando los siguientes medicamentos:
– Colestiramina, antiácidos, hidantoínas, algunos medicamentos especiales para la diabetes, medicamentos para aumentar la orina, medicamentos inmunosupresores, probenecid, furosemida, litio, betabloqueantes como el bisopolol, metroprol o atenolol, entre otros.

Notas

  • Este es un artículo informativo, no olvides consultar al médico quién es el que está capacitado para recetar y diagnosticar, consulta con él todas las dudas que tengas.
  • Si el médico te receta este medicamento, no debes suministrárselo a otras personas, así veas que éstas tengan síntomas similares o iguales a los tuyos, pues cada persona es diferente y podrías hacerles daño.
  • Si ves que has tomado el medicamento y ves algún efecto adverso, ve donde el médico o a urgencias según la gravedad, también si presentas algo no descrito en este artículo.
  • Si te recetaron naproxeno y no sabes por qué, es bueno que le preguntes a tu médico.

Puedes complementar este artículo con el siguiente: Cómo tomar naproxeno

¿Te ha gustado?
3 usuarios han opinado y a un 100,00% le ha gustado.