Contenido del Artículo

La gripe es una infección de la nariz, la garganta y los pulmones que se propaga fácilmente causada por un virus de la influenza. La mayoría de las personas contraen esta enfermedad por el contacto directo con personas enfermas, por ejemplo cuando inhalan gotitas provenientes de la tos o los estornudos de alguien que esté agripado. También se puede contagiar cuando se toca algo que contenga el virus y luego se toca la boca, la nariz o los ojos.

No es lo mismo un resfriado que la gripe aunque los síntomas se parezcan. La mayoría de las personas sufre un resfriado varias veces cada año, pero contraen gripe por lo general sólo una vez en varios años.

Los síntomas de gripe a menudo comienzan de manera rápida. En pocos días después de estar en contacto con el virus puede empezar a sentirse enfermo. Su propagación es tan rápida que si no se tiene en cuenta puede afectar a un gran número de personas en muy corto tiempo (en los lugares de trabajo, en las escuelas, en una sala de cine o cualquier lugar cerrado.

Los síntomas son fiebre alta, dolor de cabeza, dolor de cuerpo, escalofríos, decaimiento, náuseas, vómitos. Luego del tercer  día estos síntomas pueden desaparecer pero aparecerán otros como dolor de garganta, tos, estornudos.

La mayoría de las personas no necesita ver a un médico cuando tienen síntomas de gripe, esto es cuando el cuadro no es grave. La gripe puede empeorar el asma, los problemas respiratorios y otras enfermedades prolongadas. En estos casos la consulta médica es inevitable,  el médico recetará la medicación apropiada.

Las personas que tienen mayor riesgo al contraer esta enfermedad son los mayores de 65 años, los niños menores de 2 años, las mujeres con más de 3 meses de embarazo, las personas que padecen afecciones cardíacas, pulmonares o renales crónicas, diabetes o que tenga un sistema inmunitario debilitado.

Queremos brindarte algunos remedios caseros para la gripe de modo que puedas aliviar los síntomas que tanto molestan.

Instrucciones

  1. Uno de los remedios  caseros más efectivos para la gripe es la cebolla debido a sus propiedades antinflamatorias que proporcionan ayuda para descongestionar las vías respiratorias. Corta por la mitad una cebolla y pela solo una parte, rállala y luego mézclala con miel. Come esta mezcla y no solo mejorará tu estado gripal sino que aliviará tu garganta.
  2. La vitamina C contenida en las naranjas puede beneficiar mucho. La vitamina C mejora el sistema inmune y ayuda a combatir las infecciones, sobreponiéndose ante la gripe de forma rápida y sin tantas molestias. En la temporada de gripe, lo recomendable es tomar frecuentemente jugo de naranja o tabletas de vitamina C.naranjas gripe
  3. Cuando se padece gripe, hay que asegurarse de tomar suficiente agua. El agua y las frutas que contienen agua ayudan a limpiar el cuerpo, eliminando las bacterias y las toxinas. Las toxinas en el cuerpo hacen que combatir al virus de la influenza sea más difícil, así que mientras menos toxinas haya presentes en el cuerpo, más fácil es recuperarse. Por otro lado se corre peligro de deshidratación cuando hay fiebre, diarrea y vómitos, cosa que es muy común en un estado gripal.beber agua
  4. El aloe vera sigue siendo uno de los protagonistas en los remedios caseros, y la gripe no escapa a esta planta. Abre  en dos mitades una hoja de aloe vera, raspa los cristales con una cuchara y colócalos  en la licuadora con algo de miel y limón, puede asegurarse de que el estado gripal va a pasar mucho más rápido al igual que la tos.aloe cuchara gripe
  5. Un remedio casero contra la gripe consiste en mezclar jugo o jalea de baya del saúco con jugo de limón y miel, esta última en caso de que se utilice jugo de saúco. También puede elaborarse una infusión con las bayas. La baya del saúco tiene propiedades que actúan como desintoxicante de las vías respiratorias altas; limpian los pulmones y provoca la transpiración para reducir la fiebre. También se le han atribuido propiedades calmantes.bayas-de-sauco
  6. El limón, además de aportar vitamina C , como todos los cítricos, actúa como   un antiviral natural, antimicótico y antinflamatorio, además de expectorante. Las altas dosis de vitamina c, por supuesto, suben las defensas del cuerpo. Todas las bebidas calientes para la gripa son siempre mejores con limón.
  7. También la miel es un expectorante natural, mata microbios y es también un antioxidante, con lo cual previene el daño de las células y quita el dolor de garganta.miel gripe
  8. El aceite  de girasol activa encimas digestivas para lograr una desintoxicación de la sangre y acaba con las bacterias en las mucosas de la boca. El buche con una cucharada de aceite de girasol debe hacerse en ayunas durante 20 minutos.
  9. El ajo es mucho más apropiado para prevenir la gripe que para combatirla. Hay personas que rechazan el ajo por su olor fuerte, por este motivo hoy existen pastillas o tabletas de ajo que hacen que no se sienta olor ni sabor a ajo. De todos modos nunca está de más cocinar con este ingrediente que además de darle un toque delicioso a las comidas tiene una sustancia llamada alicina que es la que te defiende contra la gripe en cuanto la adquieres. También se puede tomar como té, o incorporarlo a la miel caliente.
  10. El jugo de rábano tiene un efecto descongestionante y expectorante. Si maceras un rábano e inhalas muy cerca, una sustancia llamada isotiocianato de alilo hará que respires mucho mejor. Más efectivo aun es si te pones un poco del rábano en la lengua. Por si fuera poco, parece que mata bacterias en el tracto respiratorio y en la boca.

Que Necesitas

  • Beber mucha agua
  • Cebolla, miel, naranjas, vitamina C, aloe vera, miel, limón, ajo, aceite de girasol
  • Mucho reposo

Consejos

  • No es necesario que la fiebre baje por completo hasta lo normal. La mayoría de las personas se sentirá mejor cuando la temperatura les baje un grado.
  • Los medicamentos de venta libre para el resfriado pueden hacer que algunos de sus síntomas mejoren. Los aerosoles para la garganta o las gotas para la tos aliviarán el dolor de garganta.
  • El reposo es muy importante para combatir la gripe.
  •  Bebe mucho líquido. No fumes ni bebas alcohol.
  • Duerme  con una almohada extra bajo la cabeza, esto ayudará con el drenaje de las vías nasales. Si el ángulo es demasiado molesto, prueba  poner las almohadas entre el colchón y el somier para crear una pendiente más gradual.
¿Te ha gustado?
28 usuarios han opinado y a un 96,43% le ha gustado.