Llega el buen tiempo y con ello los chapuzones en el agua se vuelven más y más habituales, el agua fresca sienta genial para pasar mejor las altas temperaturas durante los calurosos meses de verano.

Ya sea en piscinas, pantanos, playas o lagos; nos encanta pasarnos horas y horas en el agua fresca y nos lo pasamos genial. Pero a veces ocurre que al salir notamos como algo en los oídos, como una especie de molesto tapón que nos impide oír bien y que puede incluso darnos dolores de cabeza.

Ésto seguramente sea agua en los oídos, cuando nadamos o buceamos sin tapones, estamos sacando y metiendo la cabeza constantemente bajo el agua, por lo que estamos aumentando las posibilidades de que nos entre agua en el oído.

Ésta sensación, además de ser mala para nuestra audición, en el caso de no sacar el agua a tiempo,podremos derivar a una infección de oído bastante molesta y peligrosa para su salud, por ello es importante sacar el agua cuanto antes nos sea posible para que el oído se mantenga óptimo en salud.

Pero no se apure, si está buscando sacar el agua del oído está en el sitio adecuado, desde doncomos.com vamos a ofrecerle unos consejos para de una manera saludable y sencilla pueda sacar eficientemente el líquido del oído.

¿Que necesitas para sacar el agua de los oídos?

  • Spray para los oídos(tipo audispray).
  • Bastoncillo.
  • Agua.
  • Agua oxigenada.
  • Sacamocos infantil.

Instrucciones para sacar el agua de los oídos

  1. Inclinar y empujar:
    A veces lo más sencillo es lo más útil y cosas que parecen demasiado obvias podrían funcionar. Primero puede apretar con la mano intermitentemente en la zona de la oreja donde haya agua mientras inclina la cabeza hacia abajo por ese lado, a continuación deje de apretar y mantenga la cabeza en esa posición dejando que el agua salga al exterior, gracias a esto el agua estancada se moverá y puede acabar saliendo.Si no sale incluso puede saltar a la pata coja para empujar más fuerte.
    dolor de oido
  2. Sacamocos:
    El sacamocos de los niños se puede utilizar como bomba de vacío para extraer el agua, con cuidado introduzca el sacamocos en el interior del oído, apretar y soltar para que el sacamocos absorba el agua(en algunos se hace aspirando por un tubo). Debe limpiar los cabezales al terminar ya que seguramente habrá restos de cerumen en su interior.
    Cómo sacar el agua de los oídosa
  3. Agua oxigenada:
    Otro método que he usado y me ha servido, es mojar un bastoncillo con alguna gota de agua oxigenada e introducirlo en su oído, ésto limpiara los atascos que puedan bloquear el agua estancada. No se preocupe si nota como unas burbujas en el interior de su oreja, es normal.
    Cómo sacar el agua de los oídosa
  4. Mover la cabeza de lado a lado:
    El método preferido de los profesionales por su sencillez y eficacia.Simplemente movemos la cabeza de atrás hacia adelante bruscamente con cuidado de no dañar el cuello y ligeramente inclinada hacia el lado donde está el agua estancada. Aunque parezca mentira, esto hará que el agua salga de su sitio.
    calentar el cuello
  5. Combatir el agua con agua:
    Hay veces que el agua sale simplemente con volver a meter la cabeza bajo el agua el agua saldrá sola.
    Cómo sacar el agua de los oídosa
  6. Spray:
    Si ha probado todo lo anterior y el agua sigue ahí, significa que tiene un tapón de cerumen que obstaculiza el agua. Simplemente compre un spray para los oídos y siga las instrucciones del fabricante, al eliminar el cerumen el agua saldrá sin problemas.
    Cómo sacar el agua de los oídosa
  7. Médico:
    Si el agua ha derivado en una infección es mejor acudir a su médico, el médico le examinará, le recetará medicinas para curar el oído y a continuación acabará con el tapón de cerumen si lo hubiera.
    acudir a un medico

Consejos para sacar el agua de los oídos

  • Tapones: Si usted es propenso a tener agua estancada de forma habitual, la mejor solución son unos tapones. Los tapones se venden en farmacias y están pensados para natación, ésto hará que nade comodamente sin que el oído se tapone y le aislará además de infecciones. Al terminar la sesión de natación, lave correctamente los tapones y séquelos. Los tapones son de uso personal y recomendamos no compartirlos con nadie debido a los gérmenes.
  • Calidad del agua: No recomendamos el baño frecuente en aguas de dudosa calidad como los pantanos o las pozas, éstas aguas no están tratadas para el baño y podrían tener microorganismos infecciosos que le causen infecciones de oído. El mar y las piscinas siempre están recomendados ya que la piscina está tratada con cloro y el mal posee abundante sal que mata la mayoría de gérmenes.
  • Temperatura: Los cambios bruscos de temperatura pueden derivar en infecciones de oído, si penetra en su oído agua demasiado fría seguramente tenga una infección. Aconsejamos huir de aguas muy frías y en las demás meternos lentamente para que el cuerpo se acostumbre a la temperatura progresivamente.
  • Si tienes dolor en los oídos aquí te mostramos unos sencillos remedios caseros para aliviarlos
¿Te ha gustado?
16 usuarios han opinado y a un 68,75% le ha gustado.