Este medicamento se puede suministrar de diferentes maneras, ya sea con tabletas de uso regular con una liberación lenta o suspensión.

Sirve para tratar dolores y reducir inflamaciones, por lo tanto es mandado para inflamaciones que provocan dolor, se puede utilizar para combatir dolores dentales o de cabeza, es una medicación recomendada para problemas musculares y de las articulaciones como la tendinitis, bursitis, gota y artritis, artritis juvenil, también sirve para combatir la fiebre, los dolores y los calambres causados por la menstruación,  dolores que se dan a causa de un resfriado o una gripa común, dolores de espada, dolor provocado por golpes.

El naproxeno entonces es un analgésico que se usa para poder solventar diferentes molestias entre las que encontramos la inflamación, el dolor, la sensibilidad y la rigidez que se puede presentar en las articulaciones.

Este medicamento puede ser efectivo para aliviar dolores en el hombro que hayan sido causados por inflamaciones y tendinitis (inflamaciones que se dan en los tendones).

Frecuentemente es recetado para tratar dolores que se dan a cusa de una artritis llamada gotosa, se produce un dolor en las articulaciones gracias a que se acumulan allí sustancias como el ácido úrico.

También se utiliza para tratar la enfermedad llamada de Paget, esta es una enfermedad que da en los huesos donde estos se vuelven débiles, deformes, anormales y espesos y provoca dolor muy fuerte.

Su uso también se da en el tratamiento del Síndrome Bartter, esta enfermedad hace que el cuerpo no absorba el potasio suficiente lo que provoca debilidad en los músculos y también calambres.

Este medicamento antiinflamatorio está catalogado dentro del grupo de los no esteroides y lo que hace es que el organismo pare la producción de la sustancia que está causando ya sea el dolor, la inflamación o la fiebre.

El naproxeno se encarga de inhibir las prostaglandinas, pero la realidad es que aunque esta medicina hace esto, aún no se sabe cuál es el mecanismo que utiliza para lograrlo.

El naproxeno se fija bien en las albúminas (proteína abundante en la sangre) por lo que alcanza a tener una mayor vida en el cuerpo, lo que hace que el efecto analgésico dure por más tiempo comparado con otros medicamentos de su misma categoría, el dolor se calma por mayor tiempo.

Las tabletas

Las tabletas que son regulares que son de liberación lenta o de suspensión, las venden únicamente con prescripción médica, pero también existen tabletas de este medicamento que son de venta libre (no requieren receta), pero igual no es recomendado tomarlas sin que un médico las haya recetado.

Las tabletas de liberación lenta siempre hay que tomarlas enteras, no se deben triturar, masticar o abrir, pues las mismas están hechas de modo de que la sustancia activa haga su liberación en el cuerpo de una forma controlada y predeterminada.

Si la persona decide tomar naproxeno sódico que sea de venta libre, es importante que lea bien las instrucciones y las siga al pie de la letra.

Cómo tomar el naproxeno sódico

Se debe tomar oralmente con una vaso lleno de agua, es bueno leer la etiqueta y seguir las instrucciones, si el medicamento produce algún dolor estomacal se deberá tomar con las comidas, tampoco es bueno acostarse si no han pasado mínimo diez minutos después de la toma, este medicamento sólo debe tomarse por intervalos, nunca debe ser de forma prolongada, si se hace esto puede haber riesgos de infartos cerebrales o cardiacos.

Es importante consultar al médico para uso en niños, pues la atención para estos será especial.

Sobredosis

En caso de sobredosis es importante ir a urgencias o a algún instituto especializado en toxicología.

Los síntomas que se pueden presentar tras una sobredosis con naproxeno son: mareos, dolor en el abdomen, somnolencia, indigestión, acidez estomacal, náuseas, trastorno en el hígado, trastorno renal, acidez exagerada en la sangre, suspensión temporal de la respiración, vómitos, desorientación, escases de protrombina.

En caso de olvido

Si se olvida una toma no se debe tomar doble para compensar, si se recuerda que no se tomó el medicamento y no ha pasado mucho tiempo de la hora se puede tomar.


A tener en cuenta

Este medicamento puede producir infarto cerebral o cardiaco (rara vez), la posibilidad de esto aumenta si se toma prolongadamente.

Si se toma aspirina es importante informarlo al médico, o algún otro medicamento que lo contenga.

Este medicamento no es compatible con muchos medicamentos que son de venta libre, entre los que encontramos la aspirina, por eso es delicado.

No es recomendable conducir ni manejar alguna maquinaria en la que se tenga que estar en un estado total de alerta, hasta no saber cómo ha afectado la toma de esta medicina a la persona.

No es bueno pararse muy rápidamente después de tomar este medicamento.

Este medicamento puede hacer que se sangre más fácil, por eso al momento de cepillarse los dientes se debe hacer con delicadeza.

En caso de quedar embarazada es importante informarlo al médico.

Si se toma naproxeno y un médico manda algún otro medicamento, es importante informarle que se está haciendo tratamiento con el primero, pues el naproxeno sódico no es compatible con varias medicinas.

Es importante comprobar con el médico cuál fue la evolución después del tratamiento con naproxeno.

Es importante no iniciar de nuevo un tratamiento con este medicamento sin antes consultar con el médico.

Antes de interrumpir el tratamiento o reducir la dosis es importante consultar con el médico.

No es recomendable auto medicarse con naproxeno sódico, así lo vendan libre en algunas farmacias.

No se debe proporcionar este medicamento a otra persona así tenga síntomas similares a los que uno padece.

En caso de tomarlo y no notar mejoría se debe consular con el médico.

El naproxeno sódico está contraindicado en las siguientes situaciones:

  1. Si se es alérgico a alguno de los componentes, o algún otro medicamente perteneciente a los AINES como el diclofenaco o el ibuprofeno, entre las alergias podemos encontrar secreción en la nariz, purito, asma, aumento de pólipos, inflamación en garganta, lengua y rostro.
  2. No se debe tomar en cuando se esté en el momento de la lactancia.
  3. Si la mujer se encuentra en el tercer trimestre de su embarazo.
  4. Si se tiene algún trastorno en la coagulación sanguínea.
  5. Si se sufre de enfermedades inflamatorias intestinales como la enfermedad llamada de Crohn o colitis.
  6. Si se sufre de sangrado en el intestino o estómago.
  7. Si hay presencia de úlceras.
  8. Si hay algún tipo de sangrado directo en el cerebro.
  9. Si hay algún problema de tipo cardiovascular.
  10. Si se tiene bypass.
  11. Si se tienen niveles de potasio alto en la sangre.
  12. Enfermedades hepáticas.
  13. Enfermedades renales.

Efectos secundarios

  • Malestar estomacal
  • Náuseas
  • Úlceras
  • Hemorragia y/o úlceras en el intestino o estómago.
  • Si se fuma durante el tratamiento se irritará más el estómago y por lo tanto lo volverá más propenso a un daño.
  • Muy rara vez puede causar hemorragias y también úlceras con síntomas que no son visibles, lo que podría causar la muerte en la persona.
  • Somnolencia
  • Mareos

Si se presenta alguno de los efectos adversos que describiremos a continuación, es muy importante acudir al médico.

  • Heces con sangre o de color muy oscuro
  • Vómito acompañado de sangre
  • Orina acompañada de sangre
  • Dolor en el pecho
  • Problemas oculares
  • Respirar produciendo silbidos
  • Problemas al respirar
  • Vómitos
  • Náuseas
  • Dolor de estómago fuerte
  • Erupción en la piel
  • Enrojecimiento de la piel
  • Descamación o ampollas en la piel
  • Picazón cutánea
  • Urticaria
  • Debilidad para hablar
  • Sentir debilidad en un lado del cuerpo
  • Hinchazón en labios, garganta o párpados
  • Otro tipo de hinchazón sin explicación
  • Debilidad o cansancio que no son usuales
  • Piel y ojos de color amarillo
  • Zumbidos en los oídos
  • Sed en exceso
  • Sarpullido
  • Tener la sensación de que la tableta se quedó pegada en la garganta
  • Aumento del ritmo cardiaco
  • Picazón
  • Que se pierda el apetito
  • Gases

Efectos adversos que no requieren de atención médica urgente, sólo informarlos

  • Estreñimiento
  • Acidez estomacal
  • Dolor de cabeza
  • Sueño

Naproxeno y comidas

Lo que más se recomienda es que se tome esta medicina con los alimentos.

En el embarazo y en la lactancia

En este estado es muy importante consultar al médico antes de tomar esta medicina, lo ideal es no tomarlo si se está en embarazo o lactando, pues la toma de medicamentos similares a éste se han asociado con un riesgo mayor de abortos o anomalías natales, en los seis primeros meses del embarazo no se recomienda usar naproxeno sódico a no ser que sea totalmente necesario (se haría con la dosis mínima) y en el último trimestre es contraindicado.

La toma de medicamentos de este tipo también está asociada a una mayor dificultad para poder concebir.

En los niños

Este medicamento no puede ser utilizado en menores de dos años.

Uso de maquinaria y conducir vehículos

Esta medicina se debe administrar con mucha precaución en pacientes que necesitan tener mucha concentración y atención y que en algún momento han observado alguna alteración ocular o vértigo.

Almacenamiento

Debe estar en temperatura ambiente, en un lugar donde no le entre la humedad ni mucha luz, debe ser puesto donde los niños no lo puedan alcanzar, preguntar en las farmacias cómo desechar el medicamento que ya ha vencido o que no ha sido utilizado.

Notas

Este es un artículo que sólo es informativo y en ningún momento pretende suplantación médica, nunca olvide consultar al especialista quien es el que tiene la potestad de recetar y diagnosticar.

Este es un medicamento delicado que se recomienda siempre la supervisión médica.

¿Te ha gustado?